Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Cerrar Leer Más

urg 24 h

Urgencias de Oftalmología

Las nuevas instalaciones del Hospital La Arruzafa, dotadas de la tecnología sanitaria más avanzada y atendidas por un equipo humano altamente cualificado, han permitido la puesta en marcha de un Servicio de Urgencias que atiende todas las patologías oftalmológicas 24 horas al día y 365 días al año, de forma que el centro presta sus servicios de forma permanente.

 

 

 

¿Cuáles son los síntomas más frecuentes para acudir a la consulta de urgencias de oftalmología?

  • 1Pérdida de agudeza visual, total o parcial, de manera brusca
  • 2Pérdida del campo visual (escotoma)
  • 3Traumatismos
  • 4Visión doble (diplopía)
  • 5Destellos luminosos (fotopsias)
  • 6Moscas volantes (miodesopsias)
  • 7Cuerpos extraños
  • 8Dolor ocular
  • 9Enrojecimiento ocular
  • 10Inflamaciones palpebrales

CONTACTA CON NOSOTROS POR TELÉFONO

NUESTROS TELÉFONOS: 957 76 76 10

Consejos médicos

La higiene de los párpados es fundamental para mantener una película lagrimal estable. La película lagrimal es la encargada de nutrir, limpiar e hidratar la superficie anterior del ojo.

Para mantener la higiene adecuada se aconseja limpiar el borde libre palpebral 1 ó 2 veces al día con una gasa húmeda con agua templada y con una solución jabonosa de PH neutro. Limpien el párpado superior con movimientos circulares y el párpado inferior a nivel del borde libre (donde nacen las pestañas). Después hay que enjuagar con abundante agua clara.

Recomendaciones a su uso:

  • Parpadear frecuentemente
  • La terminal de vídeo debe estar más baja que los ojos, para que en todo momento se está mirando hacía abajo.
  • Descansar unos minutos cada media hora
  • Evitar deslumbramientos (luces directas, persianas..)
  • Iluminación local si se precisa
  • Evitar ambiente seco y mantener una humedad relativa adecuada
  • Evitar el polvo, humo de tabaco y otros agentes irritantes

Los filtros solares o gafas de sol nos protegen de la radiación solar nociva, la radiación ultravioleta y previenen la formación de pterigium, pinguéculas y cataratas. Hay que destacar la importancia de su uso en la prevención de procesos degenerativos de la retina (degeneración macular asociada a la edad).

Está demostrado estadísticamente que su uso disminuye la incidencia de patología ocular.

Aconsejamos el uso de gafas de sol homologadas, así tendremos la garantía de estar protegidos.

Siempre que se realicen actividades deportivas en que se puedan recibir traumatismos oculares, es recomendable el uso preventivo de gafas especiales que soporten los golpes sin repercusión en los ojos.

Siempre que se realicen trabajos cuya realización suponga un riesgo para la entrada de cuerpos extraños o traumatismos en los ojos, como bricolaje, jardinería, albañilería, agricultura, etc.., es conveniente el uso de gafas protectoras.